Los minicruceros

Los cruceros de pocos días, desde un fin de semana a unos cuatro días, por ejemplo, se suelen llamar minicruceros. ¿Quieres saber más sobre ellos?

Los viajes turísticos de pocos días en barco se llaman normalmente minicruceros; tienen todas las ventajas de los cruceros ordinarios, pero sobre todo, para los que nunca han utilizado este medio para sus vacaciones, les permite hacer una evaluación de sus ventajas para hacer en el futuro recorridos de mayor duración.

La atención y las prestaciones son las mismas e incluso hay excursiones en los puntos de mayor interés histórico, arquitectónico y paisajístico del recorrido. La duración de estos viajes oscila entre los dos y siete días, su precio suele ser muy accesible, teniendo en cuenta que son cuatro comidas diarias y el alojamiento.

Además el acceso al gimnasio, las distintas actividades deportivas y lúdicas y los espectáculos nocturnos están incluidos en el precio; y lo más conveniente en estos casos es optar por las navieras que ofrecen todo incluido, es decir, que por todo lo que se consuma en el viaje no hay que pagar nada más que lo que se haya estipulado.

Y para los que prefieran las aguas quietas de los ríos, pasar unos días en los fiordos noruegos o en el Nilo supone una travesía llena de romanticismo y aventura en lugares poco contaminados por la presencia del hombre, que conservan los encantos de una naturaleza virgen.

Los minicruceros

Como ejemplo puedo citar un minicrucero de dos días que sale desde Barcelona con destino Valencia por sólo ciento cuarenta y nueve euros por persona, con todo incluido, en donde los niños hasta dos años no pagan nada, ni siquiera la tasa del puerto.

Y si dispones de más tiempo, consulta en tu agencia de viajes, ya que por trescientos euros por persona, tienes la posibilidad de disfrutar de un viaje de ensueño por la cuna de la civilización, que incluye Grecia, Turquía e Italia en  ocho días.

Ten en cuenta también la posibilidad de hacer excursiones a los sitios que más te interesen, así sean culturales o de sol y playa. En algunos casos están incluidos y en otros no; infórmate bien en el momento que hagas la reserva, para no tener sorpresas cuando estés embarcado.

Sin duda los viajes turísticos en minicruceros representan una ventaja, sobre todo para las familias con niños, por los descuentos que ofrece reservando con antelación, y sobe todo por las posibilidades de entretenimiento, que aseguran a los padres y a los niños una estancia sin vicisitudes.