Consejos para evitar robos en casa (Parte II)

Si estás pensando en reforzar el sistema de cerrajería de todas tus puertas, entonces te presentamos una serie de consejos útiles que te ayudarán con ello

Aunque cambiar el bombín de una puerta es fácil, a menos que no te sientas preparado y seguro, es preferible solicitar la ayuda de un especialista. Nadie quiere tener una cerradura o bombín instalado de manera equivocado, eso sólo provocaría que el riesgo de un robo aumente considerablemente.

Es importante no dejar la llave colocada dentro de la cerradura. Por si no lo sabías, existen muchas técnicas para hacer girar la llave desde el otro lado de la puerta, usando un imán u otras herramientas que permitan controlar la llave puesta.

Si tienes en casa puertas o portones viejos con muchos años de antigüedad, es hora de modificar el sistema de cerradura instalando uno nuevo. Recuerda que mientras más antigua sea una cerradura, mayores serán las posibilidades de sufrir un robo en casa.

Consejos para evitar robos en casa (Parte II)

El cerrojo con cadena es una excelente manera de prevenir la apertura total de la puerta. Si piensas instalar un cerrojo asegúrate de elegir un modelo que se adapte a las condiciones de la puerta. Algunas personas utilizan un cerrojo pequeño y fácil de romper en una puerta grande o pesada que con un simple empujón deja al descubierto el ingreso a nuestra vivienda.

Si la mayoría de los integrantes de una familia suele ausentarse de casa por motivos de trabajo o estudios, es recomendable contratar los servicios de un guardián particular o probar con otros sistemas modernos de seguridad que te permitan controlar la zona de entrada a la puerta principal.