Combinación de colores

Para decorar un ambiente ya sea en casa, oficina, dormitorio o cocina, es necesario tomar en cuenta una serie de consideraciones previas

Debemos tener en cuenta cuestiones sobre armonía, estilo y combinación de colores. Las nuevas tendencias modernas nos han enseñado que a través de una buena mezcla de colores se pueden conseguir óptimos resultados, aquí algunos ejemplos:

  • Ámbar y escarlata: se trata de un estilo sofisticado, que combina colores estimulantes en moquetas, paredes y muebles. Las tonalidades rojizas connotan cierta sobriedad y elegancia que se mezcla a la perfección con una temperatura de ambiente más cálida y confortable. El color escarlata genera una sensación de amplitud y un efecto contemporáneo ideal para escenarios con muebles de madera.
  • Helados y bísquets: la tonalidad pastel siempre es sinónimo de alegría, entre colores como lima, lila, salmón, mango y rosa. Los tintes frescos decoran ambientes vivaces, especialmente para lugares donde hay adornos de flores o macetas. El color amarillo por ejemplo connota jovialidad y luminosidad. También puede aplicarse en zonas de poca luz natural.

Combinación de colores

  • Cielo y mar: los colores claros como el celeste, azul y verde se encuentran asocian la idea de mayor espacio y un efecto más natural. Las moquetas de color turquesa, verde olivo o azul cielo también decoran los interiores de varias atmósferas con una connotación de libertad, paz y tranquilidad. El azul es un tono que evoca amplitud y horizonte, especial para habitaciones y salas de espera.
  • Chocolates y capuchinos: lo clásico nunca pasa de moda. Colores con tonalidad café son recomendables para decorar bibliotecas, salas de estudio y una atmósfera de sabiduría que provoca leer un libro.